May 17

Agua en la Luna

¿Hay Agua en la Luna?

Nos dijeron que la Luna está muerta, que es un desierto de arena y rocas, que está lleno de cráteres de todos los tamaños, que no tiene atmósfera, y que apenas tiene un débil campo magnético que no lo protege de la radiación solar. Los astronautas que la visitaron nos mostraron un panorama que concuerda con lo descrito antes.

Entonces, ¿de dónde salió la información de que hay agua en la Luna?

Vayamos por partes. Como se sabe, nuestro satélite natural es pequeño, sólo mide un tercio de la Tierra y es nuestra más cercana compañera en el espacio. Desde los primeros humanos y hasta ahora nos sigue fascinando su presencia en las noches que gracias a ella no son tan oscuras. Por miles de años nos ofrece sus conocidas fases tan peculiares que fueron el origen de los calendarios de los pueblos ancestrales. Desde siempre fue la Luna el objeto celestial más deseado para ser visitado por los seres humanos y muchos libros fueron escritos imaginando cómo sería este mundo tan próximo. Se creyó que estaba poblado y que su superficie contenía mares, tierras cultivables, montañas y ciudades.

Sólo en los tiempos modernos con la invención del telescopio empezó a cambiar la opinión de los investigadores. No se veía nada de lo que la gente antigua creía. En suma, estaban observando un mundo probablemente muerto.

El siglo XX se encargó de hacernos conocer la verdad. El advenimiento de grandes y poderosos telescopios y  la Era Espacial con sus ingeniosas sondas y naves se encargaron de llevar a los primeros humanos a pisar la superficie lunar, en 1969, y verificar la realidad. Con las muestras de rocas y polvo lunar, los análisis y mediciones en todo el rango del espectro, el estudio de la  gravedad, la atmósfera, etc. sabemos ahora que, en efecto, la Luna es un satélite muerto y nunca tuvo albergó vida.

¿Y, el agua?

Según los análisis del material colectado por los astronautas en la década de los 60s y 70s del siglo pasado en los seis alunizajes que permitió la presencia de doce hombres sobre la Luna  y las diferentes mediciones de las sondas robóticas se sabe ahora que no hay agua sobre la superficie pero probablemente pueda encontrarse debajo del suelo lunar trazas de agua pero en una cantidad muy ínfima.

Sin embargo, nos aguardaba una sorpresa.

Cerca de los polos norte y sur de la Luna hay cráteres que nunca han sido iluminados por el Sol y sus temperaturas llegan a ser tan frías que siempre están por debajo de los 200 grados bajo cero. A estas temperaturas tan gélidas es posible que el hielo, probable aporte del bombardeo meteórico y cometario en su época de formación, pudo haberse conservado y enterrado debajo de la superficie en el interior de los cráteres polares.

Para verificar esa sospecha la sonda de la NASA llamada LRO (Orbitador de Reconocimiento Lunar) y el LCROSS (su módulo de impacto) lanzados en 2009 encontraron probables evidencias de hielo en esos lugares. El orbitador se encargaría de mapear y sondear toda la superficie lunar, incluyendo los polos. Conforme a lo previsto el módulo de impacto, que había sido diseñado para hacerlo estrellar en el interior de un cráter polar,  y de ese modo lograr la evaporación de cualquier líquido, fue puesto en acción.

En efecto, el impacto levantó una nube de material que mostró evidencias de agua en las mediciones obtenidas. El experimento se basaba en la reflexión de las ondas de radio y los neutrones emitidos cuando las partículas de alta energía interactúan con los átomos de hidrógeno y eso ocurrió cuando fue removida una capa interior del suelo lunar a un metro de profundidad, más o menos.

El agua en la Luna podría mejorar sustancialmente  las probabilidades de permanencia, alguna vez, de grupos humanos trabajando en misiones permanentes dentro de una base instalada tal vez en el subterráneo para evitar las letales radiaciones solares. El agua podría, perfectamente, separarse en hidrógeno y oxígeno para servir como combustible y como gas respirable. La ciencia ficción una vez más estará a punto de hacerse realidad.

Bibliografía: Revistas Astronomy y Sky and Telescope.

Erwin Salazar

Director Científico de Planetarium Cusco

About the Author:

Leave a Reply

*

Need help?
¿Necesitas ayuda?